El templo del pueblo. El misterio de las mayores mascreas de la historia.

226
El templo del pueblo. El misterio de las mayores masacres de la historia.

El templo del Pueblo, fundado por Jim Jones, es uno de los sucesos con más misterio en la historia de los Estados Unidos ¿Fue un asesinato o un suicidio en masa? El caso sigue abierto y las investigaciones continúan. Jones aseguraba que la Guerra fría finalizaría con desastre nuclear del cual solo los elegidos vivirían. La mayoría de los miembros de la secta eran personas de color, algunos caucásicos y los demás de distintas etnias, porque si en algo se caracterizaba el Templo del Pueblo, era en ser una utopía socialista sin desigualdad social, racial o religiosa, donde todos vivirían felices…

El misterio del Templo del Pueblo.

Durante el día, se podían escuchar grabaciones por megafonía de Jones, recitando memorias de Marx y versos de la bíblia. El lugar se presentaba como un paraíso. Jonestown, como era conocido, era autosuficiente; sembraban su comida, fabricaban sus casas, sus ropas y calzados, criaban ganado. Tenían hasta escuelas y hospitales donde todos se ayudaban entre sí. Todo era compartido, incluido el sexo, pues, una de las primicias socialistas de Jones era que las personas no eran dueñas de sí.

El templo del pueblo. El misterio de las mayores masacres de la historia.

A pesar de que Jim Jones era una persona sumamente blanco, muchas veces se jactaba diciendo que su alma era negra. Su capacidad para convencer a las personas era envidiable. Producía una sensación de confianza en sus seguidores que, rápidamente, se transformaba en un fanatismo e idolatría desmedida.

Todo parecía ser perfecto… o no, pues la CIA decidió enviar al congresista Leo Ryan a Guyana, lugar donde se había establecido la secta, en busca de escapar del «capitalismo americano». El 17 de noviembre de 1978, Ryan arribó a Jonestown acompañado de tres reporteros de la NBC, junto a once familiares de los miembros de la secta, un desertor y Richard Dwyer, miembro de la embajada guyanesa.

Anuncios

Las torturas que se realizaban en la misteriosa Secta.

El grupo se presentó como una especie de cordialidad con Jones y sus seguidores, pero lo que se buscaba en realidad era buscar pruebas y grabar en secretos una serie de abusos, torturas y maltratos que habían sido denunciadas por distintos desertores de la secta y familiares de los miembros.

Anuncios

Se preparó todo un show musical para recibirlos, pero cuando Jones se percató de lo que sucedía realmente, planeó una trampa y masacró a todos los visitantes a tiros, lo que terminó de confirmar la realidad. El paraíso socialista del Templo del Pueblo parecía un campo de concentración en donde se explotaban a los miembros siete días a la semana, durante horas diarias y con temperaturas de 38 grados. Se les alimentaban solo con arroz y legumbres y eran torturados por «desobedecer» los mandatos de Jones.

Después de asesinar al congresista y el resto de visitantes, un desequilibrado Jones ordenó que se ejecutara, lo que él llamaba «la noche blanca». Un ritual el que los miembros de la secta debían morir para resucitar en una vida mejor. Jones dio un vaso a todos los miembros con jugo de uva y cianuro y los obligó a beberlos, primero a los niños, luego a los jóvenes y por último, a los adultos. Obviamente, el cianuro causó la muerte más dolorosa que podían haber imaginado y los miembros de la secta perecieron lentamente mientras su líder los humillaba por «no morir con dignidad», mientras el, decidió pegarse un tiro antes de beber su veneno.

Anuncios

Por muchos tiempos se ha increpado sobre la verdadera identidad de Jones ¿Quién era? ¿Cómo tuvo tanto poder para convencer a tantas personas hasta de matar o quitarse la vida por él?

Anuncios