¿Si vivimos en la Matrix, podemos escapar de ella?

465
¿Si vivimos en la Matrix, podemos escapar de ella?

En una conferencia de prensa en el año 1977, Philip K. Dick dijo que vivíamos en una ilusión computacionalmente programada y que la única forma que teníamos de saberlo es cuando una variable se transforma, alterando la realidad que nos rodea. Sus ideas influenciaron notoriamente a la película de ciencia ficción The Matrix, una serie que también tiene notables influencias del budismo. Un filme que ha creado una gran metáfora milenaria una vez más en la actualidad: El mundo en el que vivimos puede ser una ilusión.

¿Vivimos en una ilusión programada como la Matrix?

El filósofo Platón lo dijo hace miles de años, de igual forma, muchos personajes lo han mencionado a lo largo de la historia, inclusive en la actualidad. Existe una posibilidad de que vivamos dentro de una ilusión creada de forma intencional. Entonces, una pregunta obligada nace entre nosotros ¿Podemos escapar de la Matrix?

¿Si vivimos en la Matrix, podemos escapar de ella?

Para Dick, el único que escapa realmente de la ilusión es aquel que decide someterse de forma voluntaria nuevamente a la ilusión y así ayudar a aquellos que siguen sumergidos dentro de la ilusión. En otras palabras, una persona jamás podría escapar sola. Para poder salir, se debe llevar al resto. Ésta es la paradoja de la Matrix, la ingenuidad concentrada de una construcción, que el único camino de escape es una vuelta voluntaria.

En pocas palabras, el que decida ser «héroe» dentro de la Matrix, aquel «hacker» que sea capaz de descubrir que la realidad ilusoria en la que se encuentra dentro de una simulación se debe a que cada individuo vive en su realidad. La motivación creada por la compasión y la entrega total hacia los demás, entender al fin de cuenta de que el resto también forma parte de mí se convierte en la sabiduría necesaria para poder escapar de la ilusión.

Anuncios
Anuncios

Cómo escapar de la Matrix y su relación con el budismo.

Si todo el Universo es la experiencia de una sola entidad o un solo cuerpo, entonces la compasión se genera de forma genuina y espontánea, como cuando alguien retira la mano del fuego. Ese fuego sería la Matrix.

Si estudiamos más en profundidad todo lo relacionado con la Matrix y nos alejamos del concepto único de la ciencia ficción, nos damos cuenta que este concepto es, incluso, religioso. El budismo tántrico menciona al Samsara como la realidad ficticia en la que vive el ser humano y la compasión y la devoción por los demás es el único método infalible, conocido como Upaya, para poder llegar a un estado de iluminación y, así, despertar del Samsara.

Lo cierto es que, actualmente, cada individuo vive dentro de su burbuja, de su realidad y pocas veces abre su mente a los problemas de los demás. Entonces el concepto de la Matrix que se nos da en el budismo, que nos explica el Doctor Dick y que se refleja en la película, es sumamente factible.

Anuncios

Anuncios