Xochiquetzal: La misteriosa diosa del Imperio Azteca ¿Volvera?

247
Xochiquetzal: La misteriosa diosa del Imperio Azteca ¿Volvera?

RECIBE MÁS NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO!

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y conoce las historias de las que todo el mundo habla diariamente.

Gracias por suscribirse.

Algo salió mal.

Según la mitología de los aztecas, Xochiquetzal era la diosa del amor, el placer y la belleza. Comúnmente ella se asocia con las cosas bellas como lo son las planas, el canto, la danza, las flores y algo muy diferente a los dioses del Imperio Azteca, que comúnmente tienen relación con los sacrificios y las guerras. Sea como sea, se piensa que la deidad Xochiquetzal habría sido un poderoso ser que no podía ser tomado a la ligera. Uno de los rituales que giran en torno a su presencia es el tenebroso desollamiento de la piel de la victima y otros sacrificios humanos.

Xochiquetzal: La misteriosa diosa del Imperio Azteca ¿Volvera?

¿De donde proviene el nombre de la diosa Xochiquetzal del Imperio Azteca?

El nombre de Xochiquetzal se traduce como el significado de “Flor de plumas preciosas”, y esta diosa era conocida también con el nombre de Ichpochtli, que tiene el significado de doncella. Los aztecas pensaban que los dominios de la diosa Xochiquetzal simplemente se enfocaban en el placer, la belleza y el amor, y que esta deidad era la patrona de las prostitutas y los amantes, así como también de los artesanos, entre ellos tejedores, plateros y pintores.

La mitología de una de las deidades mas poderosas del Imperio Azteca

En el sistema de creencias del imperio azteca, Xochiquetzal era la hija de Tlazoltéotl, una diosa la cual tenia relación a los conceptos diferentes de la purificación y la inmundicia. Xochiquetzal tenia un hermano gemelo, de nombre Xochipilli, quien, como ella, tenia relación con las artes y la belleza. Algunas fuentes señalan que el padre de Xochiquetzal  era Piltzintecuhtli, quien era la deidad del Sol naciente y las artes. Por otra parte, hay fuente que señalan que en realidad Piltzintecuhtli era su primer marido.

Cualquiera que fuera el caso, se conoce que la diosa se encontraba casada con Tlalóc, el dios del agua y la lluvia. Sin embargo, en una parte de la mitología, la diosa Xochiquetzal es secuestrada por Tezcatlipoca, el dios de la noche, y la obliga a que case con él. El mito continua cuando Tezcatlipoca se lleva a la diosa a su reino mientras que ningún otro dios se atrevía a rescatarla. Sin embargo, Tlatóc se tomo la tarea de aceptar el desafió, y viaja a las tierras de Tezcatlipoca para que le devuelvan a su esposa. El cual obtuvo existo, pero con las condiciones de que Xochuquetzal tuviera prohibido ir a la Tierra directamente y estuviera un tiempo en Tamoanchán, el paraíso de los dioses aztecas.

Xochiquetzal: La misteriosa diosa del Imperio Azteca ¿Volvera?

Tamoanchán: el paraíso de los dioses aztecas

Tamoanchán es bastante distinto al concepto de paraíso que hallamos en cualquier cultura. En este paraíso de los dioses había un árbol que era la representación del mundo entero. Este árbol llevaba el nombre de “Xochitlicacan” y se dice que tenia miles de flores de muchos colores, cada una de las cuales era un amuleto de amor. No obstante, este “paraíso” era una especie de pasaje desolado y vacío, con vientos tan fríos que cortaban la carne como cuchillos.

Xochiquetzal: La misteriosa diosa del Imperio Azteca ¿Volvera?

Los tenebrosos rituales de la diosa Xochiquetzal

Aunque para los aztecas la diosa Xochiquetzal era la deidad de las cosas bellas de la vida, también era muy poderosa por derecho propio. En la mitología, se cuenta que la diosa Xochiquetzal hace muestra de su gran poder convirtiendo a uno de sus sacerdotes en escorpión. Así mismo, la diosa Xochiquetzal era una de las diosas que eran horadas en medio del “Tóxcatl” un festival que se celebraba cada año. Antes de cada celebración se elegía una virgen para que encarnara a la diosa y se casara con un guerrero que representaba a Tezcatlipoca. Sin embargo esta unión solo duraba un año. En medio de la festividad de Tóxcatl, la virgen que tomaba el papel de Xochiquetzal era sacrificada y su piel era tenebrosamente desollada. Un sacerdote de la diosa se colocaba la piel de la mujer virgen y se sentaba en un telar.

https://www.youtube.com/watch?v=7TKX-uQUtes