Restos extraterrestres en la Pirámide de la Luna en el Imperio Azteca

199
Restos extraterrestres en la Pirámide de la Luna en el Imperio Azteca

RECIBE MÁS NOTICIAS COMO ESTA EN TU CORREO!

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y conoce las historias de las que todo el mundo habla diariamente.

Gracias por suscribirse.

Algo salió mal.

Teotihuacán, ubicado al noreste de la Ciudad de México, es una de las ruinas antiguas donde más se pueden encontrar reliquias y construcciones que desafían cualquier registro histórico y tecnológico de la época donde se construyeron, ya sean por su tamaño colosal o por lo complejas que son. Es por ello que muchas personas y expertos piensan que los extraterrestres fueron los antiguos constructores de todos estos extraños monumentos, al igual que las pirámides de Egipto o las misteriosas líneas de Nazca.

Anuncios

Los antiguos aztecas les dijeron a los españoles que Teotihuacán se trataba de la «ciudad de los dioses». Para nadie es un secreto que los dioses a los que se referían las antiguas civilizaciones eran aquellos antiguos astronautas que los ayudaron a desarrollarse… por eso tampoco es de extrañar que se hayan encontrado restos extraterrestres bajo la pirámide de la Luna en México.

Restos extraterrestres en la Pirámide de la Luna en el Imperio Azteca

¿Entraron restos extraterrestres en el Imperio Azteca?

Cuando los aztecas llegaron desde el norte, esta zona ya se encontraba en ruinas y lo que se encontraron fue grandes pirámides que formaban el centro del complejo. Cuando los españoles conquistaron México, descubrieron que esta ciudad era llamada la ciudad de los dioses y que su construcción era atribuida a estos dioses mitológicos. Por esa razón, arqueólogos que no se alinean a la historia convencional aseguran que Teotihuacán fue construida por extraterrestres, quienes fueron los dioses a los que se referían en el imperio azteca. Erich von Däniken, el famoso escritor suizo, mencionó en su libro «Carros de los dioses», que los extraterrestres que vivieron en Teotihuacán estaban antes que el homo sapiens, incluso.

Anuncios
Anuncios

Es que, en realidad, hasta el diseño de la ciudad es misterioso, pues vista desde el cielo se asemeja un circuito o microchip de computadora, con sus dos enormes procesadores que, en esta ocasión. Están representados por la pirámide del Sol y la Luna. Sumado a ello, las excavaciones han demostrado que las construcciones de Teotihuacán poseen una presencia anormal de mica incrustada en ellas, una de las razones que ha hecho tambalear toda la arqueología convencional y dado pie a una gran cantidad de teorías sobre su uso. Sin embargo, después de muchos años de interrogantes, es posible que ahora si se puedan tener respuestas, ya que arqueólogos mexicanos han confirmado que existe una cámara subterránea y un túnel en la Pirámide de la Luna y, dentro de esta, se encuentran los posibles restos extraterrestres.

Restos extraterrestres en la Pirámide de la Luna en el Imperio Azteca

Anuncios

¿Qué hay dentro de la misteriosa caja del imperio azteca?

Arqueólogos han hecho el hallazgo un pasaje oculto y una cámara secreta bajo la construcción la cual era dedicada, en un principio, a los rituales toltecas del «inframundo». Piensan que dicho «túnel al inframundo» podría tener extraños cráneos deformados y otras reliquias misteriosas. Este hallazgo fue posible gracias a un estudio inicial que utilizó resistividad eléctrica en los alrededores de la pirámide en el año 2017.

La existencia fue confirmada gracias a la investigación conjunta entre el Instituto Nacional de Antropología e Historia de México (INAH) y el Instituto de Geofísica de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). La directora del Proyecto de Conservación Integral de la Plaza de la Luna, Verónica Ortega, mencionó que los trabajos de exploración se enfocan en una especie de ritual relacionado con el «inframundo».

Restos extraterrestres en la Pirámide de la Luna en el Imperio Azteca

¿La arqueología conservadora intentó ocultar estos hallazgos en el imperio azteca?

Ortega asegura que la cámara habría sido utilizada para obtener ciertas conexiones que en el pasado, la metrópolis tenía con otras regiones mesoamericanas, en donde diferentes civilizaciones compartían culturas parecidas. Los excavadores sugieren que los túneles podrían asociarse con flujos sagrados de agua y el inframundo. Los métodos de resistividad eléctrica forman una especie de levantamientos geofísicos que crean una imagen del subsuelo. Este método usa diferentes potencias eléctricas para poder reconocer el material en el subsuelo. La extraña cámara está a unos ocho metros por debajo de la pirámide y posee al menos unos quince metros de diámetro.

Anuncios

Los expertos piensan que incluso podría existir otra entrada a hacia el este. Un trabajo realizado en los años 80, los arqueólogos Rubén Cabrera y Saburo Sugiyama encontraron extraños esqueletos deformados junto a unos objetos con piedras verdes. A pesar de que ese descubrimiento no fue tomado en cuenta por que la cámara «no existía», con la nueva expedición del año 2017, se descubrió que si era real.

https://www.youtube.com/watch?v=z_pg3w_vmbY