La respuesta alienígena que recibimos hace 17 años del espacio exterior

20861
La respuesta alienígena que recibimos hace 17 años del espacio exterior.

This post is also available in: enEnglish

En el año 74, un equipo de científicos consiguió enviar un mensaje al espacio exterior en el que se describía la ubicación del Planeta Tierra, la estructura de nuestro ADN y diferentes detalles de la vida terrestre. Dicho mensaje tuvo respuesta en el año 2001, la cual ha pasado desapercibida para el público general. El mensaje de Arecibo fue enviado a través de ondas de radio mucho más potentes que las transmisiones usuales en la tierra y tenía como destino un conjunto de estrellas ubicada a 25.000 años luz en el espacio exterior.

El mensaje para los extraterrestres que fue enviado al espacio exterior tuvo respuesta 27 años después.

Carl Sagan fue el principal responsable de transmitir el mensaje Arecibo a través de una transmisión de radio un millón de veces más potente que las transmisiones televisivas típicas (la más fuerte de la época). En lo que se convirtió en la transmisión radial más grande enviada por la humanidad hacia el espacio. El destino fue un grupo de estrellas con una distancia de 25.000 años luz de la tierra con la esperanza de obtener alguna respuesta similar por parte de otra civilización.

En el mensaje se incluía la ubicación exacta de nuestro planeta dentro del sistema solar, los principios básicos matemáticos y científicos, además de la tecnología con la que se fabricó la antena para enviar el mensaje. De forma de que cualquier civilización alienígena pudiera decifrar y comprender.

Además de aspectos científicos, también se incluyeron aspectos característicos de la raza humana; los idiomas, la música popular e, incluso, la apariencia física y nuestro código genético.

La respuesta alienígena que recibimos hace 17 años del espacio exterior.

Anuncios
Anuncios

La respuesta extraterrestre que llegó desde el espacio exterior, pero nunca se escuchó.

27 años después del envío de la señal, en el año 2001, un «mensaje cosechas» apareció conmocionando a la comunidad científica. Un patrón apareció en un campo de cultivo a pocos metros de uno de los observatorios más grandes de Reino Unido, el Chilbolton, en donde está ubicado el radar metereológico direccionable más grandes del mundo. Lo que sorprendió a todos fue que todo parecía indicar que se trataba de una respuesta a la señal enviada en el año 74.

A la fecha, es considerado como uno de los mensajes de cosechas más importantes que hayan aparecido en todo el planeta ya que, a diferencia del resto, estos grabados transmitían un mensaje específico desde el espacio.

Los análisis realizados posteriomente a su aparición revelaron que, efectivamente, no había hecho de forma manual en la tierra y que el mensaje codificado se trataba de una respuesta de otra civilización en el cual se describía un sistema solar, la imagen del emisor y un ADN distinto al nuestro.

Anuncios

Anuncios
Cargando...

¿Te intereso la noticia? Deja tu Comentario: